Viajes por estudios

5 tips para mochilear por Europa

Emprender una aventura por Europa es un sueño de muchos – ¡y con buena razón! El “viejo continente” ofrece todo lo que podrías querer: comida deliciosa, ciudades llenas de historia, playas espectaculares, bosques impresionantes, ruinas antiguas y mucho, mucho más. Con tantas cosas por hacer, puede parecer difícil planificar un viaje de solo uno o dos meses. Muchas personas caen en la tentación de sobre-planificar cada aspecto de su viaje, pero te aseguramos que tanto esfuerzo no es necesario: con lo básico basta.

En Seguros Buen Viaje, entendemos muy bien cómo funcionan los viajes a Europa y qué cosas debes hacer, tanto cuando estés allí como antes de salir. Para ayudarte, hemos escogido 5 tips clave que te ayudarán a planificar tu viaje y asegurar que todo salga tal como lo planeaste. ¡Acompáñanos!

1.¿Tierra o aire?

Europa es un continente en el que las distancias parecen mucho más cortas de lo que realmente son – especialmente si viajas de la manera apropiada. Antes de embarcarte en tu viaje, es importante que consideres qué tipo de transporte utilizarás. Cuando se trata de viajar por Europa, tendrás tres opciones de transporte principales: tren, avión y automóvil. Como esperarás, cada opción tiene sus beneficios y dificultades.

Tren

Viajar en tren por Europa es una experiencia inigualable. El simple hecho de salir y llegar de las principales estaciones ferroviarias del continente le dará un aura especial a tu viaje. Esta opción tampoco tiene por qué ser muy cara. Eurail.com ofrece pases que te permitirán viajar ilimitadamente dentro de un cierto número de países de Europa por el tiempo que desees.. Sin embargo, revisa bien los términos de cada pasaje que saques porque algunas veces podrás incurrir cargos adicionales (tales como reserva de asientos).

Avión

Pocas aerolíneas en el mundo gozan del oprobio generalizado que define a Ryanair. Sin embargo, esta aerolínea low-cost Europea ofrece un sinnúmero de pasajes a precios tan baratos que no lo podrás creer. ¿Viajar de Madrid a Estocolmo por 30 euros? ¡Es posible con Ryanair! Existen también otras aerolíneas alternativas, como EasyJet y Vueling, aunque sus precios tienden a ser un poco más caros. Sin embargo, es importante mencionar que estas aerolíneas te cobrarán por absolutamente todo, más allá de tu tiquete: deberás recordar imprimir tus pases de abordaje y mantener tu maleta por debajo de los 10 kilos, o seguramente te llevarás una horrible (y cara) sorpresa cuando llegues al aeropuerto.

Bus o Automóvil

Viajar en bus es una de las formas más baratas de conocer Europa. Sin embargo, es muchísimo más lento que las otras opciones, por lo que puede ser un problema si estás corto de tiempo (puedes verificar posibles viajes en eurolines.com). Otra opción barata para viajar por carretera es usar aplicaciones como Blablacar, que te permiten compartir vehículos con otros usuarios para llegar a tu destino cómodamente.

2.Déjate llevar

Uno de los errores más comunes que hacen los aventureros antes de su viaje a Europa es sobre-planificar. Cuando de aventuras se trata es mucho más divertido dejarse llevar. Esto no quiere decir que no planificar nada es una buena idea. ¡Para nada! Es esencial tener una idea general sobre qué lugares quieres visitar. Sin embargo, te recomendamos que decidas qué haces en cada lugar una vez allí. La gente que conocerás en tu viaje te dará excelentes consejos sobre a dónde ir y tu viaje será mucho más agradable si escuchas a los residentes locales – ¡te lo aseguramos!

Seguridad Primero

Al viajar por Europa, nada es más importante que garantizar tu seguridad y la de quienes viajan contigo. Una de las formas más fáciles de protegerte durante tu viaje es contratando un Seguro de Viaje con Buen Viaje. Para facilitar el proceso, hemos creado un Seguro de Viaje Schengen específicamente para todos los viajeros que se dirijan a Europa. Este seguro (que incluye el costo de tu visa), te cubrirá hasta 50.000 dólares en gastos médicos en cualquiera de los 26 países de la Unión Europea. Además, ayudará a cubrir los gastos por demoras en vuelos o pérdidas de equipaje. Sin lugar a dudas, ¡no puede faltar tu seguro de viaje!

Descuentos Estudiantiles

Si es que eres estudiante (o pronto lo serás), asegúrate llevar tu tarjeta de estudiante en tu viaje. La mayor parte de las capitales europeas ofrecen descuentos exclusivos a todos los estudiantes del mundo. Esta es una excelente manera de ahorrar a lo largo de tu viaje, ya que te permitirá entrar a museos, subir a la torre Eiffel, y hasta incluso viajar a precios mucho menores. En caso de que aún no hayas obtenido tu tarjeta estudiantil, lleva la de tu colegio que también servirá.

Hostales vs AirBnB

Existen dos maneras relativamente baratas de quedarte en Europa: un hostal o un apartamento de AirBnB. Las dos son excelentes maneras de conocer cada ciudad, aunque difieren bastante en algunos aspectos. Los hostales reúnen a gente joven de todo el mundo, por lo que seguramente harás muchos amigos y podrás salir fácilmente de fiesta. Sin embargo es más difícil conocer la cultura local desde un hostal.

Si quieres realmente sumergirte en la cultura del lugar que estás visitando, no hay nada mejor que un AirBnB. En estos apartamentos podrás tener contacto directo con los locales: podrás disfrutar de los sabores locales con ellos y probablemente te brindarán buenos consejos sobre qué lugares merece la pena visitar. En cualquier caso, te recomendamos que mezcles los dos tipos para obtener la mejor experiencia.

Visa de viaje Shengen

Para todos tus viajes a Europa, Buen Viaje te acompaña.

Con nuestro Seguro de Viaje Shengen, obtendrás tu visa Europea además de los siguientes beneficios:

Viaja libremente por el espacio Shengen y en compañía de tu seguro Buenviaje disfruta de los 26 países de Europa sin fronteras.
La visa Shengen, incluída en el seguro, cumple con todos los requisitos de ley que exige la embajada.
Tu plan Shengen te cubre hasta $50.000 dólares por asistencia médica en enfermedad y accidente en el exterior.
El plan Shengen lo puedes disfrutar de forma individual, en pareja y en familia por placer o negocios dentro del espacio Schengen durante un período máximo de 180 días.
La compra del seguro Shengen es obligatorio debido al tratado de Schengen que exige una cobertura médica mínima de 30.000 euros.
En caso de cualquier eventualidad durante tu viaje, tendrás acceso a nuestra red médica internacional 24/7 y a servicios de recuperación y terapia. Además, cubrimos tus gastos en caso de que tu vuelo se demore o se pierda tu equipaje.

¿Qué esperas? ¡Viaja cómodo y seguro con Buen Viaje!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*